El Fondo para la Protección de Animales Salvajes (Fapas) ha vinculado este lunes la desaparición de osas reproductoras en el Parque Natural de Las Ubiñas-La Mesa (Asturias) a la caza de jabalíes en este espacio.

En una nota de prensa el Fondo ha informado de que ha perdido el rastro a dos hembras jóvenes que, según sus últimos avistamientos, "se encontraban en perfecto estado". "Perdemos el control de ellas justo cuando empieza la temporada de caza en un Parque Natural que debería contar con una especial gestión de esta especie protegida y en peligro de extinción", han explicado.

Las batidas de jabalí

 

Así, han explicado que cada año se incrementan las batidas de jabalí y, aunque su población está disminuyendo, "la caza se mantiene como una actividad de ocio". Esta actividad, han asegurado, tiene una "fuerte influencia" en la aparición de osos muertos en otros puntos de España. En la Cordillera Cantábrica, "algunos ejemplares aparecen muertos, pero otros, posiblemente la mayoría, solamente desaparecen".

El Fondo ha comunicado esta situación a la Dirección General de Biodiversidad del Ministerio de Transición Ecológica, y ha pedido que intervenga para "poner fin a esta nueva situación que amenaza la conservación del oso pardo por ausencia de gestión".