Medio ambiente
19 de diciembre de 2018
COMPARTE
Navidades: el mito de los productos para diabéticos
Durante las fiestas navideñas la mayoría de nuestras reuniones giran en torno a una mesa. En el mundo en que vivimos, parece difícil entender estas celebraciones en estas fechas sin rodearnos de comida en abundancia
La recomendación suele ser consumir los alimentos normales / Foto: DNY59 La recomendación suele ser consumir los alimentos normales / Foto: DNY59
¿Qué hacer entonces cuándo tenemos algún problema que nos obliga a llevar una dieta especial? Este es el caso de los diabéticos.

Lo primero que tiene que quedar claro es que ante cualquier duda sobre lo que se puede o no comer y qué hacer en cada caso particular (no todas las diabetes son iguales, ni tampoco las personas que las padecen), quién mejor va a aconsejar será siempre el médico, es a él a quien hay que consultar antes de tomar decisiones.

En este artículo abordaremos el tema de los productos para diabéticos. Existen en el mercado gran variedad de productos navideños acompañados del mensaje "con fructosa", "sin azúcar añadido", "apto para diabéticos",...

Respecto a su uso, existe cierta confusión por parte de los consumidores. La inmensa mayoría de los especialistas, no son muy partidarios de su consumo. La recomendación general suele ser consumir los alimentos "normales" (más sabrosos, más baratos y casi siempre de mejor calidad), eso sí, con mucha moderación y siempre que la gravedad de la enfermedad lo permita.

El bombardeo publicitario al que somos sometidos, hace que en muchas ocasiones, tengamos ideas erróneas sobre las "bondades" de estos productos.

Consuman productos normales y tradicionales, eso sí con moderación

Son varios los aspectos a tener en cuenta:

1. Contenido en azúcar, a veces éste se sustituye por edulcorantes artificiales (sacarina, aspartamo, ciclamato, acesulfame) o edulcorantes del tipo polioles o azúcares alcohol (sorbitol, xilitol...). Esto es debido a que estas sustancias endulzan pero tienen menos efectos sobre el nivel de glucosa en sangre. En otros casos, contienen fructosa en lugar de sacarosa (azúcar común).

La fructosa, a pesar de pertenecer al grupo de los azúcares simples, tiene algunas ventajas respecto a la sacarosa:

  • Su poder edulcorante es mayor y por ello, se consigue sabor dulce con menos cantidad de azúcar.
  • Tiene un efecto más moderado sobre los niveles de glucosa en sangre. Sin embargo, no deja de ser un azúcar cuyo consumo es necesario controlar.

2. Valor calórico, no siempre los dulces "para diabéticos" son de bajo valor calórico, por ello, su consumo sin moderación, puede tener efectos negativos sobre el sobrepeso y la obesidad, tan importantes para el control de la diabetes.

3. Otros nutrientes, es un error fijarnos únicamente en el contenido en azúcares de los alimentos. En muchas ocasiones, la diabetes se acompaña de hipertensión (por lo que será importante también el contenido en sal), o sobrepeso y tendremos que fijarnos entonces en el contenido graso... Los productos bajos en azúcares, en ocasiones contienen grasas u otras sustancias que les dan palatabilidad y que son al igual que los azúcares, perjudiciales para los diabéticos.

Por ello, es un error creer que este tipo de productos son de consumo libre ya que no es así. Debemos moderarnos también con ellos.

Ante esta situación la recomendación debería ser, que siempre que se pueda, se consuman productos normales y tradicionales, eso sí con moderación y teniendo en cuenta algunos pequeños trucos.

Incluso en los días más señalados, intenta hacer todas tus comidas diarias

De cara a estas fiestas, algunos consejos navideños:

1. Mantén tu rutina de alimentación en la medida de lo posible. Incluso en los días más señalados, intenta hacer todas tus comidas diarias. Es un error "reservarse" para la comida o la cena.

2. El exceso de fritos puede evitarse fácilmente, elige por ejemplo el horno.

3. Limita el consumo de alcohol, una copa a la hora de brindar (salvo contraindicación específica) y nunca en ayunas. Evita los licores y bebidas de alta graduación así como las bebidas con azúcares.

4. En los días en los que las comidas son más copiosas, intenta que el postre sea algo digestivo como una fruta, en vez de un dulce. Reserva el "trocito de turrón" para comer a media tarde o a media mañana.

5. Intenta compensar las comidas. Si eliges un aperitivo calórico, escoge algo más ligero (pescado a la plancha o al horno por ejemplo) para el segundo y viceversa, si el segundo va a ser más "contundente", toma algo ligero de entrada.

6. Trata de mantenerte activo y saludable durante la Navidades. Un paseo después de la comida, puede ser una buena opción.

7. No modifiques tus tratamientos médicos.

Ya sabes, si nada te lo impide, tú también puedes disfrutar de estas fiestas.

COMPARTE
COMENTAR
* Campos obligatorios
EcoAvant.com lo anima a comentar los artículos publicados al tiempo que le solicita hacerlo con ánimo constructivo y desde el sentido común, por lo que se reserva el derecho de no publicar los comentarios que considere inapropiados , que contengan insultos y/o difamaciones.
Copyright © 2018 EcoAvant.com Todos los derechos reservados