Este sitio web utiliza cookies, propias y de terceros, para recopilar información estadística sobre su navegación y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, generada a partir de sus pautas de navegación. Más información Aceptar
Medio ambiente
17 de julio de 2018
COMPARTE
Jueves, 23 de febrero de 2017
EP
Una ‘sopa de plástico’ que invade los océanos
Las pequeñas partículas que se introducen en los ecosistemas marinos proceden de industrias o viviendas y derivan de tejidos sintéticos o neumáticos
Caldo de residuos a la deriva en un sistema acuático / Foto: UICN -  Race for Water-Christophe Launay Caldo de residuos a la deriva en un sistema acuático / Foto: UICN - Race for Water-Christophe Launay

Las diminutas partículas de plástico derivadas del lavado de productos, como los tejidos sintéticos o los neumáticos de los vehículos podrían aportar, al menos, al 30% de la sopa de plástico en los océanos de todo el mundo, según un informe de la Unión Internacional de Conservación de la Naturaleza (UICN), que señala que en muchos países desarrollados esta fuente de contaminación es mayor que los residuos plásticos que están en los mares.

El estudio se centra en los microplásticos primarios, que entran en los océanos en pequeñas partículas, lo contrario a los grandes residuos de plástico, que se degradan en el agua, procedentes de las viviendas o de los productos industriales a lo largo de siete regiones geográficas.

Las fuentes de microplásticos que analiza la UICN incluyen neumáticos de coches, textiles sintéticos, los revestimientos de las paredes de los barcos, los productos de cuidado personal, los pellets de plástico e incluso el polvo de las ciudades.

En total, se calcula que cada año se arroja a los océanos unos 9,5 millones de toneladas de plástico y de estos, entre el 15 y el 31% son microplásticos, de los que dos tercios proceden del lavado de textiles sintéticos y de la abrasión de los neumáticos durante su uso.

El director general de la UICN, Inger Andersen, ha señalado que este informe sirve para abrir realmente los ojos y mostrar que los residuos de plástico no son solo los plásticos que hay en el océano.

Andersen ha reflexionado sobre las actividades diarias, tales como lavar la ropa o la conducción contribuyen "significativamente" a contaminar y estrangular los océanos, con efectos potenciales desastrosos para la rica diversidad marina y, con ello, sobre la salud humana.

Mejorar las cadenas de producción

"Estas averiguaciones indican que debemos mirar más allá de la gestión de residuos si queremos abordar la contaminación marina en su integridad", concluye Andersen que hace un llamamiento a los líderes del sector privado para que tome las medidas necesarias para mejorar sus cadenas de producción.

En países desarrollados, donde hay una gestión de los residuos, tales como América del Norte, los microplásticos primarios son una fuente mayor de contaminación plástica marina que los plásticos. En Asia, la principal fuente son los textiles sintéticos mientras en Asia Central, Europa y América dominan los microplásticos de los neumáticos.

El responsable del Programa Marino Global de la UICN, Joao de Sousa, ha destacado que las conclusiones de este documento tienen "implicaciones importantes" para la estrategia global para atacar la contaminación por plásticos.

Asimismo, señala que esto indica que las soluciones deben incluir el diseño de productos e infraestructuras así como mejorar el comportamiento de los consumidores. "Los tejidos sintéticos podrían ser diseñadas con menos fibras y los consumidores pueden tomar partido mediante la lección de productos fabricados con fibras naturales mejor que por los sintéticos", considera.

COMPARTE
COMENTAR
* Campos obligatorios
EcoAvant.com lo anima a comentar los artículos publicados al tiempo que le solicita hacerlo con ánimo constructivo y desde el sentido común, por lo que se reserva el derecho de no publicar los comentarios que considere inapropiados , que contengan insultos y/o difamaciones.
Copyright © 2018 EcoAvant.com Todos los derechos reservados